Un evento que lleva por nombre “Enemies Of The Cross” debe de ser una afronta clara frente a todo lo establecido y la religión. Chile se estaba volviendo un infierno, literalmente por los incendios forestales que azotan al país, y este festival vino a ser la cereza del momento.
Los fanáticos llegaron desde temprano, enfrentando las altas temperaturas que hay en la capital. Llegando con amigos, poleras negras y dispuestos a hidratarse sólo a base de cerveza, el público comenzó a prepararse para el evento que comenzó con unos minutos de retraso.
Lucifer’s Hammer: Domando el Heavy Metal
Los primeros en abrir y que gozaron de un buen número de fans, pese al insoportable calor que hacía.
Luciendo lo mejor de su arsenal y con un sonido Heavy clásico, el conjunto hace una presentación que destaca por su virtuosismo y técnica. “The Hammer Of The Gods”, “Lucifer’s Hammer” y “Beyond The Omens” fueron algunas de las canciones que entregaron a los fans que recién los están  conociendo.  Todo complementado con grandes solos de guitarra y la buena química que ellos tienen como banda.
A su corta trayectoria la banda muestra un futuro próspero, pero domar el Heavy es una labor dura, y la puesta en escena es un trabajo que aun deben desarrollar, pero con este primer disco todo parece ir bien encaminado para los santiaguinos.
Matahero: Un poder implacable
A su estilo, con su gente y con su sonido. Ese es el resumen de Matahero en este festival, donde la banda no perdió el tiempo en rodeos, sino que todo fue música y actitud.
Dueños de su propio Crossover Thrash, el grupo dio un show de 30 minutos que conto con 14 canciones, donde repasaron sus más de 10 años de carrera. Ejecución perfecta, violenta y con actitud. Un show redondo que el público aplaudió en todo momento y que nunca perdió el sello de la banda.
Matahero logra dar un espectáculo notable, extremo y lúdico. Sin duda, destaca la cercanía que logra la banda, debido a que no sólo fueron acompañados de sus amigos, sino que siempre fueron cercanos a la gente, bromeando con ellos o tomándose unas “chelas” junto a ellos en medio de la presentación.
Procession : El ritual necesario
Si bien el festival, buscaba agrupar a “Todos los enemigos de la religión”, el Doom Metal de Procession era un elemento clave.
Con un setlist de lujo para sus fans, donde repasaron todos sus trabajos, la banda trajo un show lúgubre, melódico y sereno.  Death And Judgement”,” To Reapt Heavens Apart” y “Chants Of The Nameless” fueron algunas de las canciones que presentaron y que mantuvieron a los asistentes enérgicos y cantando.
Una presentación de gran nivel y que pese a ser de un estilo muy diferente a los headliners del evento, la banda supo ganarse a los presentes con su talento y con la experiencia que tienen encima, trayendo la oscuridad y preparar el terreno para todo lo que seguía.
Inquisición – La leyenda más viva que nunca
Agrupación legendaria de Heavy nacional y que regresa esta vez con su vocalista estrella, Freddy Alexis. Inquisición salió a darle el mejor show a sus fanáticos quienes viajaron de diferentes partes del país para verlos, en una presentación que dejo a todos satisfechos.
Church Of Devil”, “Sinner”, “Pagan Rites”, “Call Of The Gipsy” y “Dragonslayer” fueron alguno de los himnos que tuvieron al público saltando y cantando con los puños en alto junto a la banda. Donde el virtuosismo y experiencia de sus músicos atrapó a todos los presentes entre solos, riff y fills.
Inquisición junto a Alexis hacen un regreso a lo clásico y su último disco “Preacher and Lust” es prueba de ello. Un regreso a su sonido clásico, a los escenarios y al oído de la gente que los esperaba volver a escuchar con la potencia de anoche.
Exumer – Encendiendo Recoleta con Thrash
Muy concentrados y serenos llegaron los músicos alemanes al recinto, tanto así que pasaron entre los fanáticos y muy pocos se dieron cuenta. La banda ya había tocado el día antes en Rancagua, en un show demoledor y que se realizó pese a una “casi” suspensión. Ahora tocaba Santiago y los fans no esperaban menos que lo que se entrego en la 6ta región.
Arrancando con “The Ranging Tides” el desenfreno se desato para los chilenos que comenzaron desde temprano con el mosh y el alcohol. La jornada continuó con un Men Von Stein, agresivo y demoledor, quien con vaso de cerveza en mano imponía su actitud cantando clásicos cómo:”Xiron Darkstar”,”Journey To Oblivion” o “I Dare You” (que fue con Wall of Death incluido). Además de canciones  nuevas “Dark Reflections”.

Sin embargo, el punto alto y el más esperado fue la interpretación de “Possessed By Fire”, que desato el mosh más grande hasta ese momento. Finalmente despidiendo a los alemanes entre los aplausos del público.
Un estilo demoledor y agresivo el de Exumer, con una performance notable para sus fans, pero que no logro conectar con la totalidad del recinto. Aun así la banda logra dar el primer broche de oro en este cierre.

Onslaught- The Force From Hell
Siendo cerca de las 11 de la noche el cansancio no está presente en el Arena Recoleta, donde los fans aun tienen fuerza para una ronda más, sobre todo si de Onslaught se trata.
Uno a uno ingresan los músicos a recibir los aplausos correspondientes y comenzar un show único, interpretando el disco “The Force” completo. Este trabajo  era una pieza ideal para interpretar en vivo y que sólo quedaría limitada por la ejecución de la banda, pero Onslaught con sus años demostró que aun tienen el metal en cuerpo y que “The Force” sigue sonando igual a que como lo grabaron en 1986.
El disco sonó a la perfección y la voz de Sy Keeler permanece igual a cómo estaba años atrás. Una presentación de lujo, que tuvo a todos cantando y golpeándose en el Mosh Pit.
Además la banda complemento los casi 40 minutos de “The Force” con canciones como: “Tested To Destruction”, “Onslaught (Power From Hell)” y “Thermonuclear Devastation”.
Un show redondo de los ingleses que dejaron a todos satisfechos y con ganas de un pronto retorno y de más material de la banda.
Balance total:
Debut y regreso, así quedaremos los fans con este nuevo festival veraniego. Un excelente debut por parte de Weapons Of Conquest  con su propuesta veraniega, que logró un equilibrio entre el nacional y el internacional.
La cartelera fue variada y las bandas supieron aprovechar la instancia y donde el público disfruto de un ambiente cercano y metalero, pese al calor que azota Santiago. La  pregunta es ¿Tendremos Enemies Of The Cross 2 el próximo año?



Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.