¿Tienes algo que contar? Agréganos a nuestro Whatsapp +51925660728

PH: Paulo Mendes
Hace ya una semana se celebraba una fiesta por todo lo alto en el Campo Pequeno de Lisboa. Tras un conciertazo como el de Guimarães a principios de diciembre la visita a Lisboa en febrero era algo incuestionable, sobre todo con el aliciente de poder participar en la grabación del DVD “Under a Full Moon Madness”.
Después de organizar vuelos, alojamiento y entradas salimos de Barcelona hacia Lisboa sabiendo que nos esperaba un gran espectáculo y donde tener que hacer escala en Porto dejaba de tener importancia. Lisboa nos esperaba!

Sábado, 4 de febrero de 2017. Una fecha mágica para los fans de Moonspell que acudíamos de todos los rincones para estar presentes esa noche que quedará grabada en el recuerdo para siempre. Unas 4000 personas nos encontrábamos en el interior del Campo Pequeno cuando sobre las 22.30 la espera llegaba a su fin y los Moonspell salían al escenario.
Como en Guimarães, el concierto se dividía en 3 partes, cada una dedicada a un álbum:  Wolfheart, Irreligious (celebrando los 20 años de su publicación) y el más nuevo de la banda, Extinct. Así, comenzaba a sonar el Wolfheart de forma íntegra: Wolfshade, Love Crimes, ...Of Dream and Drama (Midnight Ride), Lua  d’Inverno,... Una tras otra iban sonando en el recinto con la fuerza de la voz tan característica de Fernando Ribeiro acompañado en los coros de algunas de las canciones por Carmen Simoes y Silvia Guerreiro. Con Trebaruna y Ataegina el público fue aumentando su energía, energía que no bajaría en ningún momento a lo largo de todo el concierto. Dando palmas al ritmo de la música las 4000 personas fueron una sola al ritmo que marcaban Moonspell. Continuaría el show con la esperadísima Vampiria, donde Fernando aparecería en el escenario con la capa a la que ya nos tienen acostumbrados. Turno de An Erotic Alchemy y del himno de la banda para finalizar esta primera parte: Alma Mater.
Mientras modificaban el escenario y los músicos se preparaban para la segunda parte era el turno de la banda portuguesa Cornalusa que se dedicó a hacer versiones folk de los temas de Moonspell. Para quienes no los conozcáis son una banda habitual en Ferias y Mercados Medievales tanto de Portugal como de España. Una bonita sorpresa con la que el grupo deleitó a su público esa noche. Volverían a aparecer más tarde en el siguiente descanso.

Turno ahora para el Irreligious. Volvieron a sonar por orden las canciones de este álbum que celebraba su XX aniversario. En esta ocasión la colaboración fue de Mariangela Demurtas en Raven Claws. Con Herr Spiegelmann Fernando apareció sobre el escenario con una chaqueta llena de espejos y unos guantes láser que dirigía al público. Fue un bonito momento de la noche. Al final de la canción Full Moon Madness Carmen, Silvia y Mariangela volvían a hacer acto de presencia sobre el escenario.

Continúaban las grúas con las cámaras volando sobre el público y registrando todo lo que ocurría aquella noche en el abarrotado Campo Pequeno. Miraras a donde miraras sólo se veían caras de gente que estaba disfrutando de la noche y grupos haciéndose fotos . 

Comenzaba la tercera parte, la dedicada al álbum más reciente de Moonspell, Extinct. Apareció en el escenario Joana Rosa luciendo un impresionante maquillaje de Magda Casqueiro representando el personaje de la portada del álbum mientras se escuchaba la voz en off con la que llevan abriendo sus últimos conciertos. De Breathe (Until We Are No More) pasamos a la canción que da nombre al álbum, Extinct, y que venía acompañada de una nueva sorpresa sobre el escenario. En esta ocasión era Carolina Torres la que con una espada y un parche en un ojo interactuaba con la banda. Medusalem, Domina, The Last Of Us iban sonando una tras otra acercándonos al final del concierto. El privilegio de cerrar la noche se lo llevó The Future Is Dark, con copos de nieve cayendo sobre Ricardo Amorim durante su solo de guitarra.

Fue una noche con un escenario lleno de fuego, velas, humo, llamaradas que nos hizo disfrutar a todos y que provocaron la gran ovación a la banda del final del concierto. Moonspell sonó e hizo un concierto como siempre: Perfecto! Nunca defraudan y la energía con la que salen al escenario es algo que nadie pone en duda en ellos.


Ahora sólo nos queda esperar a que esté disponible el Dvd “Under A Full Moon Madness” y podamos revivir una y otra vez aquella noche mágica.

Cronica: Noelia Alvariño
Fotografías: Paulo F. Mendes
Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.