¿Tienes algo que contar? Agréganos a nuestro Whatsapp +51925660728


Al igual que Dimebag y Jeff Loomis, Jeff Waters también estuvo a punto de convertirse en guitarrista de Megadeth. Y aunque esa historia ya la deben conocer muchos fans de la banda, el líder de Annihilator se atrevió a revelar el motivo por el cuál rechazó la oferta.

Al preguntarle sobre su relación con el líder de Megadeth, Dave Mustaine, y de las veces que ha estado a punto de colaborar con él, Jeff dijo a The Metal Voice:
 

"El primer contacto que tuve con Dave Mustaine fue en 1989 cuando estábamos de gira con Testament en los Estados Unidos, Chuck Billy vino a mi habitación y me dijo que Mustaine estaba al teléfono. Según sus propias palabras, Dave estaba algo descentrado en ese entonces. Yo tenía problemas con el alcohol en aquella época. Básicamente Mustaine me dijo que había un par de guitarristas con los que quería hablar y que le gustaba nuestro disco 'Alice in Hell' (me quedé impresionado). Tuve que rechazar su oferta porque acababa de firmar con Roadrunner Records para sacar dos discos y el primero acababa de estallar, mi manager me dijo que no podía hacerlo. Así que tuve que decirle a Mustaine que no. Luego unos años más tarde, en 2004-2005, cuando Mustaine estaba haciendo un disco con Chris Poland, me llamó y me preguntó si quería grabar algunos solos, pero al poco tiempo volvió a llamar y me dijo que al final lo haría con Chris. Poco después de eso reclutó a Drover, estábamos hablando de componer juntos, fue una especie de pagar favor con favor ya que él iba a tocar en el disco 'Metal' de Annihilator en el 2007. En cualquier caso lo veo de vez en cuando y cenamos, y soy amigo de David Ellefson. Le pedí que le comentara a Mustaine si podríamos componer un tema juntos, lo cual sería genial, creo que eso sería algo fantástico".



Jeff también se animó a hablar del nuevo álbum de Annihilator (el sucesor de "Suicide Society" de 2015)

"Supongo que a finales de octubre de este año será la fecha de lanzamiento del disco, eso fue lo que venimos conversando con el sello. Voy a tener el disco terminado antes de la gira de verano canadiense. Si todo sale bien, tendremos una enorme gira europea. Este nuevo disco se comenzó a escribir y grabar justo después del 70,000 tons of Metal, en febrero de este año, y tardó tres días en componerse". 

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.