PH: Juan K. Baracaldo
El domingo 9 de julio, fecha patria si las hay, vio no sólo a la ciudad de Buenos Aires cubierta de una lluvia intensa, sino que también tuvo al coqueto Roxy de Palermo como testigo de una gran fecha del hardcore y el metal argentino, porque Otra Salida estuvieron presentando Otra Vez En El Infierno, su regreso a la actividad discográfica luego de una década.

Ya antes de comenzar el recital, la gente pudo pasar por las mesas de las marcas independientes que permitieron la organización de la fecha, con remeras, buzos, gorras, CDs e incluso vinilos y tazas, dispuestos en varias mesas. Aunque para algunos no sea algo tan notable, es una buena muestra de la gran calidad que las marcas DIY han alcanzado en la escena.

A las 19.30 en punto el telón se abrió para Explícito, los primeros teloneros de la noche. Este cuarteto hizo su debut en Capital mostrándose como un grupo sin grandes pretensiones más allá de las de tocar buen hardcore, algo que hacen más que bien. Con muchos coros “pandilleros” y una versión del clásico de Diferentes Actitudes Juveniles “Buenos Aires Hardcore”, la banda cerró con su set de poco más de 20 minutos con “Explícito”, la canción que les da nombre. Aunque fue un set corto, la banda se mostró sólida y usó ese tiempo más que bien.

Apenas hubo que esperar 10 minutos para la salida de Against al escenario. Aunque su perfil más metalero y hasta su imagen pueden parecer fuera de lugar en una fecha de puro hardcore punk, la gente de Otra Salida no se dejó llevar por las apariencias al elegirlos como teloneros. Con su sonido influenciado por Pantera, Against se ganaron el respeto del público con sus riffs mosheros y un sonido de guitarra pesadísimo. Aunque la media hora de set perjudicó a una banda con canciones bastante largas, pudieron repasar canciones como “Kick In The Face” y “Alzando mi odio”, dejando con ganas de más.

Los últimos teloneros fueron S.A.C, que festejaron su regreso a la actividad con esta presentación. Aunque al final de la primera canción tuvieron un problema con la batería, aunque el cantante Federico logró mantener el ambiente con sus conversaciones con el público. La banda se las arregló para hacer un repaso rápido por su discografía, con la canción “Más que palabras” generando un buen pogo entre varios de los asistentes.

Después de una espera un poco más prolongada que la del resto, comenzó la proyección de la famosa escena de Bastardos Sin Gloria donde Donny “El Oso Judío” Donowitz golpea al oficial alemán Werner Rachtman con un bate de béisbol, que le dio paso al comienzo del set de Otra Salida. Con un sonido que rozó la perfección, más allá de algunos sonidos de acople allá y acá, el grupo se dispuso a presentar Otra Vez En El Infierno. Canciones como el tema título, “No Hay Paz” y “Del Barrio”desataron un mosh generalizado entre buena parte del público, que se sumó a cantar junto a Marcos Ventrella cada vez que se acercó a las vallas, dándole bastante trabajo a los encargados de seguridad, mientras la pantalla de atrás mostraba videos de peleas de artes marciales mixtas y letras de canciones.

Hablando de Ventrella, no sólo se mostró asesino frente al micrófono sino también conversador con el público, ya sea agradeciendo a los presentes, a las bandas teloneras, a las marcas independientes que hicieron posible la fecha y hasta a la gente de seguridad.

Luego de “Manteniendo la Furia”, la banda se retiró del escenario, un movimiento que a más de uno debe haberle parecido el fin del recital. Pero  la banda volvió para darle paso a los bises, con canciones como “Corre Sangre” y “Adversarios” provocando más instancias de esfuerzo para la gente de seguridad y hasta un pedido para encontrar una gorra perdida entre el público, Otra Salida dieron fin a su presentación con “Cara a Cara”, ahora sí retirándose de manera definitiva del escenario.

Con poco menos de 70 minutos de recital, la banda repasó su obra nueva y vieja, dejando a todos satisfechos y demostrando que los años no han hecho mella en una de las insignias del hardcore nacional.



Crónica: Martin Alvarez Cirillo
Fotografía: Juan K. Baracaldo



Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.