Foto: difusión


En conversación con Long island Pulse Randy Blythe compartió lo que se siente ser el acto que antecede al gran show de Slayer.

"¿Para nosotros? Te diré porqué".

El público gritaba "¡GWAR!" y solo eso. Pero eran los de Lamb of God, los que estaban en el escenario en algún día del 2000. 

Desconocidos, eran los teloneros para Gwar, "ellos pueden ser tan apasionados y despiadados como los de Slayer", aseguró Randy.


Algún mal movimiento, una muestra de debilidad y el enardecido atacará. Solo quieren ver el acto principal, de la banda más grande. La misma situación es con Slayer y corearán el nombre de la agrupación en alto.

Con Gwar la táctica fue esta, "tocamos con una rapidez rompe cuellos, tres o cuatro canciones de corrido, nunca darles una oportunidad y no dejar espacios entre canciones", aseguró.

La banda principiante aprendió de esa manera, ser agresivos, fríos y tener bastante mentalidad.

"Cuando es con Slayer, también debes confiar en ti mismo y darle duro. Eso es lo que hemos estado haciendo desde el comiendo y nos ha funcionado", dio su consejo.



Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.