¿Tienes algo que contar? Agréganos a nuestro Whatsapp +51925660728


 Foto: difusión

Toda banda tiene un inicio desastroso, pues nadie nace siendo talentoso. Ni de eso se escapó Black Sabbath, que no tuvo un buen comienzo. Su guitarrista y fundador Tony Iommy recordó esa época oscura y esto fue lo que contó a Classic Rock Magazine.


"No estoy muy seguro cómo pasamos a ser la banda que somos hoy. Tocábamos en locales que a nadie le interesaba.  Me acuerdo de una tocada en Toe Bar, Egremont (Inglaterra), unos tipos comenzaron a gritar que nuestro vocalista era una mierd*a. Fue muy vergonzoso", confesó el guitarrista.

"Desde esa época, hemos mejorado bastante. Fue difícil porque lo que hacíamos era diferente del resto y nuestra curva de aprendizaje era vertiginosa".

Además, fue muy sincero al revelar de dónde salían esos tan asombrosos riffs: "me vinieron a la mente de la nada, yo no suelo sentarme un buen rato para trabajarlos. Solo aterrizan en mi cabeza. Es muy extraño porque entre dos a tres riffs se me vienen a la mente en diez minutos. Algunos serán basura, pero otros usables. Creo que soy inútil en otras cosas, pero tengo seguridad en componer canciones".

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicar un comentario

Con tecnología de Blogger.