El metal chileno tiene bandas de exportación desde siempre. Y una de las últimas en sacar su primer largaduración es Sobernot, cuarteto de Groove Metal bastante pegajoso que le hace mucho sentido a su género de música desde el minuto 1. Su trabajo lleva por nombre ''Silent Conspiracy'' y su portada es tan llamativa como perturbadora. Yendo directamente a la música, 'Vermis' es la encargada de abrir el disco con un ritmo que pone a hacer headbanging enseguida. Con influencias marcadísimas y un ritmo que parece sacado de una juguera de bandas thrash con sonido moderno, los riffs con armónicos que se hacen presentes a la mitad de la canción dejan con ganas de más. 

Con sólo 45 minutos de duración que se hacen cortísimos debido a la forma en que pasan las canciones, el cuarteto formado por César Vigoroux en las voces, Pablo La'Ronde en guitarras y voces, Joaquín Quezada en el bajo y Felipe Sobarzo en la batería, logran que cada corte se convierta en una escucha necesaria para un fan del metal clásico y también moderno, con Vigoroux poseído a veces por James Hetfield y en otras oportunidades por Phil Anselmo, manejándose a la perfección entre la agresividad y un tono que llega a ser culpable de tan ganchero que suena.
Cada tema que va pasando es una demostración de odio llevada de gran manera, pero si hay un track a destacar por sobre el resto es 'I Still Let You Linger', que lleva una melancolía implícita en la melodía y el solo de Pablo La'Ronde, sobre todo al combinarla con la voz de César en el coro. Al mismo tiempo, es notable la versatilidad de Felipe en la percusión, quien va desde el ritmo de una balada hasta un speed metal lleno de doble bombos muy acertados. Pero eso no quita que los otros temas sean rescatables. Es más, cada uno de los 11 cortes que componen esta Conspiración Silenciosa son un balazo directo al cráneo, con influencias marcadísimas que lo hacen familiar desde el primer minuto, pero con una vibra única de Sobernot que de a poco se convertirá en una especie de sello de fábrica.
'Nowhere to Run', 'Cowards', 'Nothing at All' y obviamente el tema título son mazazos donde se nota una banda madura, que pareciera llevase décadas haciendo álbumes y sin dejar una sola nota al azar en cada canción, los solos y secciones rítmicas son para aplaudirlas. Notable también el bajo de Joaquín Quezada en la última canción mencionada, mientras los bombos se transforman en taladros percutores. Cerrando este gran trabajo, aparece 'Let Them Starve', con una rabia impresa en un riff poderoso y extremadamente groovy que encanta y, tal como la misma banda ha expresado, la música es un lienzo para gritar sobre lo que no gusta. Sobernot lo deja clarísimo en este disco, con fuerza, ira, talento y creatividad de sobra y con un camino que recién se está cimentando, pero dejando bien en claro su posición frente a todo lo que está mal, incluso si Iván Moreira lo dice sobre la política chilena al final del disco. Excelente debut.
ÚLTIMAS NOTICIAS
Con tecnología de Blogger.